domingo, 30 de junio de 2013

Están locos estos austríacos

No me lo pueden negar. Vale que cuando uno viaja por allí lo que percibe es orden y cierto exceso de Sissi, pero en el cine la impresión es bien diferente. No sé si será el clima alpino o un empacho de bombones de Mozart, la cuestión es que últimamente uno puede sospechar que se encuentra ante la peli de un austríaco cuando la cinta es ácida y oscura y propina al espectador un par de golpes difícilmente encajables. Cree uno que Haneke (austríaco nº1) le ha dejado ya inmunizado para según qué escenas y llega Ulrich Seidl (austríaco nº2) con lo suyo. Pues bien, ayer el Festival Cine-On dio cobijo al austríaco nº 3: Markus Schleinzer. Este vienés, habitual director de reparto de nº 1 y nº 2, ha dirigido recientemente su primer largo y se ha colado con él en la sección de Nuevas Miradas del festival. Ahí es nada. Y Markus no es menos aventurado que sus coterráneos, pues con su ópera prima se mete de lleno en el tema de la pederastia. Lo hace de forma parsimoniosa, sin recrearse tanto en lo violento o morboso de la situación como en la aparente normalidad del controvertido protagonista, Michael, quien lleva una vida sencilla de gris oficinista que sólo cambia cuando llega a casa. El actor principal (Michael Fuith) clava un papel en el que su cara ya le hace la mitad del trabajo y el niño (David Rauchenberger) sale especialmente airoso en su precoz y turbia interpretación. El resultado es una cinta sobria que refleja con mucha habilidad una demente relación con momentos de naturalidad pasmosa, siendo esos momentos precisamente los que hacen sentir al espectador como si se hubiera tragado un hueso de aceituna resistente a la maniobra de Heimlich. Por mi parte, les aconsejo que echen un vistazo a esta obra del género austríaco-retorcido, que seguro no les dejará indiferentes.









12 comentarios:

  1. Me apunto esa película.
    Ojo con los austríacos que son muy listos: han conseguido que el mundo crea que Hitler era alemán y Beethoven austríaco.
    Saludos. Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, es verdad. Qué maña tienen. Creo que te gustará ;) Un abrazo

      Eliminar
  2. Hola Mara,

    Pues que mal rollo esto de la pederastia, recuerdo una de Ellen Page que me impacto mucho y donde descubría esta excelente actriz "Hard Candy", esa cinta tampoco caia en el mal gusto ni en el morbo.

    ¿ Pero que esta diciendo Mr. Borgo ?

    Que lastima que tenga tan poco tiempo ultimamente , entre bodas de amigos y vacaciones. esto del Cine-ON me hubiera gustado disfrutarlo.

    Me encanta toda la fuerza que estais poniendo Ciudadano Noodles, Tu, y muchos otros blogueros en Cine-On.

    Un abrazo Mrs. Miniver.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa chiquilla (la Page) siempre lo hace muy bien, desde pequeñita ;)

      Jeje, Noodles tiene mucho más trabajo que yo, que está en medio del sarao. Yo he podido presidir el jurado de la sección Nuevas Miradas y la verdad es que he disfrutado mucho, la selección de películas ha sido estupenda. Mañana, el palmarés!!

      Un abrazo

      Eliminar
  3. Pues dicho queda. Una recomendación justa, sí, peo para valientes.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, bueno, doy por hecho que los que se pasan por aquí lo son, jajaj ;)

      Un abrazo

      Eliminar
  4. Ay, Mara. Je, je. Me has hecho caso y al final te has visto la magnífica Paradise Love de nuevo "énfant terrible" Made in Austria Ulrirch Seidl...A mi me ha encantado. Veamos, cuando Haneke rodó Funny Games en el cine que estaba de estreno empezó el trasiego de pesonal. Pues la moral de gran parte de la plebe se desmoronaba. En este último film, el colega Ulrich habla de un tema que se publico en la revista Primera línea del año 1992. Qué le pasa a este mundo de Google y tanta modernidad de Truman Show, controlados por esa mafia que sabe todo lo que hacemos. Pues, que hay gente muy lista que se las sabe todas y ha leido de aquí y allá...Caso de estos tipos retorcidos y con cara de no haber roto un plato: los austríacos. Te recomiendo una vuelta por la hemoroteca y que veas aquel reportaje, se llamaba "Mombasa el cuerno del descontrol" Enntre Suiza, Austria y países nordicos se lo montán así de bien. Luego, leemos los porcentajes de maltrato a la mujer y sus índices de alcoholismo... Y claro, todos con trabajo y Audi. Vacaciones en la Regatona Kenya de unas mujeres hastiadas. Pues, apunta a otro cineasta que a mi me encantó y su película fue a los Oscars. Götz Spielmann y su "Revanche" (2008). Así como la opera prima "Antares"(2005). Lo dicho, amiga buen verano y ponte a la sombra de la mafia de Google; lo saben todo. Besos con alegría

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buscaré ese cuerno de Mombasa y las otras sugerencias que ahora, entre Ulrich y Schleinzer, estoy en racha.

      A los 40 grados que tengo hasta la sombra de Google me parecería buena, jajaja. Besos.

      Eliminar
  5. Se repiten. Y me aburren.
    Pero bueno, afortunadamente Austria también parió a Billy Wilder

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Cierto! La verdad es que estos poco tienen que ver con el maestro... Un abrazo

      Eliminar
  6. Que bizarros son. Estaba esperando a que acabase Cine On para ver 'Paraíso: fe' cuando vi que en agosto estrenan la trilogía enterita en salas :D En principio esperaré. Por cierto, felicidades por esa excelente tarea que has realizado como presi de Nuevas Miradas. El premio a mejor actor para el grandullón nos tocó la fibra :)
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Si? Pues yo tengo pendiente Paradise: Hope, así que supongo que la guardaré para entonces.

    Me ha encantado lo de presidir el jurado, he disfrutado mucho con las pelis de la sección. El premio a mejor actor ha estado reñido, pero creo que Kim Kold se lo merecía. Sobre todo por ser capaz de despertar tanta ternura en un jurado que empezaba a inmunizarse a lo macabro, jajaja.

    Un abrazo

    ResponderEliminar